lunes, 20 de marzo de 2017

SUSANA DIAZ PAGA CON NUESTRO DINERO A SUS TROLES Y BOTS

Así trolea el PSOE andaluz a Pedro Sánchez en las redes sociales
De perfiles falsos a cuentas del partido, 'bots' y troles, todo vale en Twitter para loar a Susana Díaz.

Witter es un campo de batalla donde se libran al día millones de pugnas dialécticas. Algunos contendientes hacen uso de trampas a fin de conseguir ventajas frente a sus oponentes. Dos de las fullerías más habituales son el uso bots y la creación de perfiles falsos desde los que trolear al enemigo. En el PSOE andaluz las conocen bien, dos redes se sirven de este tipo de artimañas para desprestigiar a sus adversarios políticos. Ya sea Podemos, PP… o Pedro Sánchez, el líder de los socialistas.
Detrás de estos ardides estan, de forma directa, dos militantes del PSOE andaluz, Ismael Perea Fernández (@iperea) y José Carbajo Herrera (@Carbajo_Herrera), según alertan los responsables de @BotsPoliticosNo, una web que denuncia (y documenta profusamente) “políticas de perfiles falsos, sean del color que sean”. El primero es gerente de Guadalinfo, una red de más de 800 centros dependientes de la Junta de Andalucía donde se fomenta el uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), además es secretario de organización del PSOE de Mairena del Aljarafe, un municipio situado en el área metropolitana de Sevilla. El segundo se define en su propio perfil como community manager y socialista (por el uso de hashtag como #PSOE #YoConAndalucía #YoConSusana).

Ambos gestionan dos redes, por nombre PSOE-ANDALUCIA-1 y PSOE-ANDALUCIA-2, desde las que incrementan el prestigio y promocionan a la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz; al tiempo que desprestigiar a sus oponentes, Podemos o PP. Llama la atención el uso de la trama para atacar al equipo de Pedro Sánchez, secretario general del PSOE y candidato del partido en las pasadas elecciones.

EL SECRETO ESTÁ EN LOS BOTS

El mecanismo se basa en los conocidos bots, autómatas que replican un determinado mensaje generando spam (envíos basura) en la red. Todas las interacciones y retuits están sincronizados, lo que evidencia que existe una estrategia orquestada y alguien que mueve la batuta. El director del conjunto usaría aplicaciones, utilizadas por gestores de comunidades, como Hootsuite o Twitterfeed de forma alternativa. Así, un tuit, ya sea de los propios administradores o de la líder socialista Susana Díaz, obtendría decenas de retuits al mismo instante de publicarse.
La presidenta de la Junta de Andalucía sería la más beneficiada por esta artimaña tecnológica, siendo la más mencionada. Casi uno de cada dos tuits (48,62%) llevaría la alusión a @susanadiaz en su texto. Lo que se traduce en más de 34.000 menciones.

En muchos casos, las interacciones provienen de perfiles falsos, otras veces cedidos o cuentas del partido. Hay miembros del PSOE andaluz que han consentido que un tercero, mediante el uso de un robot, replique por ellos determinados mensajes. A estas cuentas se suman otras del propio partido como Mairena Socialista (@Mairenapsoe) o Socialistas San Jerónimo (@_SanJeronimo).
Según detalla la investigación llevada a cabo por @BotsPoliticosNo, la red incluso llegó a crear perfiles falsos desde los que difundir sus consignas tomando de Internet fotografías de personas y usurpando identidades. Para la cuenta @_marcos_lopez se utiliza como perfil la fotografía de Ramón Guillermo Aveledo, líder opositor venezolano; para la de @_lopezsarmiento, la imagen del periodista Stephen Colbert durante una entrevista a Bill Gates.

Entre los perfiles falsos están los de Blas Infante (@_BlasInfante), padre de la patria andaluza; Pablo Iglesias (@_PabloIglesias_), fundador del PSOE; o Tierno Galván (@Tierno_Galvan), presidente honorario del PSOE y alcalde de Madrid. Los mismos firman alabanzas a Díaz del corte “eres la mejor”, “eres una gran socialista”, “nos inspiras”, “eres la esperanza de nuestra tierra”, “enorme Susana”, “gran andaluza”, “eres una gran mujer”, “andaluza de bandera” o “una mujer comprometida y honesta”.
La trama también servía para, desde perfiles falsos, atacar al entorno de Pedro Sánchez, evidenciando la enemistad entre el partido federa y el regional. “Estaría bien, Pedro, que de una puta vez le calles la boca al mono este @jesusfranco87. Te quita más que te da”. El ataque, que afecta a uno de los socialistas de Sánchez, lo perpetra @ciudadano_rojo. Su time line es monotemático y en la práctica totalidad de sus tuit se repite la misma palabra: @susanadiaz.
— Tomas Arenas (@Tomas_Arena) 25 de diciembre de 2015
Sobre estas líneas, la respuesta que da otro de los perfiles falsos utilizado por los socialistas de Díaz a un llamamiento al respeto al líder del PSOE por parte del entorno de Sánchez. No es el único al que se dirigen los ataques, Cris Papin (@crispapin), coordinadora de redes en el equipo del secretario general de los socialistas, también se ve involucrada en una batalla dialéctica con los perfiles falsos de los correligionarios de Díaz.

"USAR LAS REDES PARA CUESTIONES PERSONALES"

Según la tesis de @BotsPoliticosNo, al frente de la trama estarían los mencionados José Carbajo Herrera (@carbajo_herrera) e Ismael Perea (@iperea), que incluso llegaron a aprovecharse de las redes tejidas en Twitter para cuestiones personales. Exactamente los mismos seguidores que replican sus soflamas a favor de Díaz o la Junta de Andalucía apoyaron a Carbajo Herrera para que este ganara un concurso de un conocido operador turístico en el que se disputaba un viaje a las islas griegas. De nuevo, las mismas cuentas lo apuntalaban en un trifulca con la compañía Vodafone. La misma red apoyaban las informaciones que afectaban a los centros Guadalinfo, de la que es gerente Ismael Perea.

Para los responsables del estudio no hay dudas: Existe una “coincidencia temporal, coincidencia temática y coincidencia de la aplicación emisora” entre Carbajo Herrera, Ismael Perea y el resto de la red. Da igual la naturaleza del mensaje, el robot replicará la consigna. La cuestión es hacer ruido. Y ellos lo hacían (y siguen haciéndolo).
“Lo deseable sería que cuando se denuncian redes de cuentas dedicadas al spam político los responsables de la red social actuasen suspendiendo las cuentas falsas, y sancionando a los responsables”, explican desde @BotsPoliticosNo.

“Lamentablemente, hasta el momento la pasividad por parte de los responsables de @TwitterSpain sobre el problema del spam político está dificultando la solución del mismo. Parecen actuar solamente cuando las circunstancias obligan, generando un ambiente de permisividad que fomenta las prácticas tramposas entre los equipos de redes menos escrupulosos ante las expectativas de impunidad”, zanjan.

jueves, 23 de febrero de 2017

QUE TE PARECE ¿ESTO NO ES LA GESTAPO?

 Facebook y twitter se han pronunciado. Pedro Sánchez tendría un apoyo del 60,7% entre los militantes socialistas que están en las redes sociales. Susana Díaz obtendría el 30,1% y Patxi López, el 9,2%. El sondeo, encargado por el equipo de la candidatura de Sánchez a una consultora nacional con la que trabajaban cuando estaban en Ferraz, viene a sumarse a la euforia provocada en los últimos días por el éxito en las convocatorias del ex secretario general, un muerto que el acto de Madrid ha confirmado que goza de buena salud. Por ahora.



Los datos van en la misma línea que los encargados por los susanistas para testar el apoyo de la militancia andaluza, que arrojarían un apoyo a Pedro Sánchez que "ni él mismo soñaría", según ABC de Sevilla. El estudio de los críticos con la Gestora añade que "Pedro no se ha resentido con la media salida de Susana Díaz el 11 de febrero. Es más, sube, sube tres décimas desde el 11 de febrero, día del mitin de la presidenta andaluza con los alcaldes".

Pero los buenos augurios, acompañados por el calor de los gritos del "No es No" de la militancia en los actos del ex secretario general, hay que ponerlos a enfriar cuando se desciende al detalle del censo y cómo será el mecanismo de las primarias.
Presiones a alcaldes y dirigentes

Las presiones a los alcaldes y dirigentes territoriales van en aumento. Cualquier militante con cargo que se acerque a un acto de Sánchez o de los críticos que le apoyan recibe inmediatamente un Whatsapp advirtiendo: "Ya te hemos visto en el acto". A otros les llaman previamente y les recuerdan que tienen pendiente la subvención del colegio o del parque del pueblo. "Las diputaciones manejan un abultado presupuesto frente a los medianos y pequeños ayuntamientos, que están a dos velas. Si van a los actos de Sánchez, saben que se quedan sin dinero para hacer el polideportivo que prometieron. Además de ser sustituido por otro en las próximas elecciones", explica un dirigente territorial que está colaborando con la Gestora.
En el equipo sanchista, una de las máximas preocupaciones es cómo se va a articular el proceso de votación a elegir candidato en primarias, puesto que será la Gestora quien lo establezca. ¿Quiénes van a poder votar? Es un misterio. Sólo César Luena controlaba el censo total durante la etapa de Sánchez. Es de sobra conocido que el ex número dos de Sánchez apoya ahora a Patxi López. "Sabemos que ha habido alrededor de 500 peticiones de afiliación y las han devuelto. Están tratando de evitar desembarcos masivos de militantes, porque creen que pueden beneficiar a Pedro Sánchez", relata un diputado próximo a la candidatura sanchista.
Una vez que se aclare la cifra de censandos, hay que ver cómo se vota. ¿Habrá urna en todas las agrupaciones socialistas? "Se colocarán unas 2.000 urnas por toda España y varias agrupaciones votarán en la misma", asegura un dirigente cercano a la Gestora. Sin embargo, algunos de los diputados del 'No' temen -como ha sucedido otras veces, según advierten- que en pequeñas agrupaciones quede el alcalde a comer con 10 u 11 militantes y les convenza de a quién hay que votar por su bien.
Tanto las filas sanchistas como las susanistas coinciden en que no es fácil que Pedro pueda ganar al aparato, pero si quedan muy igualados, habrá que ver como se maneja el asunto.
Las presiones pueden ser muy eficaces, primero sobre los alcaldes y las agrupaciones socialistas de los pueblos donde todos los militantes se conocen y ponen cara. Es fácil identificar a quién vota cada uno; en un segundo nivel, en las ciudades -donde quiere centrar su esfuerzo una parte de los miembros del grupo sanchista- consideran más difícil influir. Por si acaso, dicen: "Pondremos a voluntarios a pie de urna a vigilar. En algunos casos, como en Andalucía, hasta cinco".

Miedo en Ferraz
El miedo se está apoderando de la dirección de Ferraz y del Congreso. El propio Eduardo Madina se paseaba abatido el martes de esta misma semana por los pasillos del Parlamento, mientras comentaba a sus fieles que no le gustaba nada el aluvión de simpatizantes y militantes que la noche anterior formaban una cola interminable para intentar entrar al Círculo de Bellas Artes. La misma desagradable sorpresa que se llevaron dos diputadas socialistas que fueron a apoyar a las mujeres que hacen huelga en la puerta del Sol contra la violencia machista. "¿Le pueden decir a Pedro Sánchez que venga?", le pidió una de ellas a las diputadas, que respondieron que el ex secretario general ya no es nadie en el partido.

El entusiasmo hacia Sánchez no se interpreta en Ferraz como consecuencia de la animadversión que provoca la presidenta andaluza fuera de sus dominios. "En el PSOE somos especialistas en elegir siempre al secretario general que menos cala en la calle. Ya pasó con Chacón y Alfredo, y ahora pasará con Susana y Pedro. Nos los dicen los sondeos", recuerda un socialista del entorno de la Gestora. Tanto las filas sanchistas como las susanistas coinciden en que no es fácil que Pedro pueda ganar al aparato, pero si quedan muy igualados, habrá que ver como se maneja el asunto.
Como ha pasado en Podemos tras Vistalegre 2, la sangre no dejará de correr tras el Congreso.




lunes, 6 de febrero de 2017

Entrevista a Pedro Sanchez en 20minutos 060217

Pedro Sánchez: "Si pierdo, no seguiré en política"
Entrevista exclusiva con el candidato a las primarias y ex secretario general del PSOE en '20minutos'.
"Ahora se me acaba el paro. Mi puerta giratoria es mi hogar.
Si pierdo, me retiro de la vida política y me voy a ganarme la vida, como cualquiera", ha asegurado Sánchez.
"Solo hay dos opciones: o el continuismo de la derecha o el cambio", sostiene.
Sobre el Comité Federal del PSOE del 1 de octubre, ha dicho que "tenemos que aprender todos, y desde luego yo también".
 "La gestora ha rebasado todos los límites temporales y todas sus funciones; en términos políticos, en términos de organización...", se ha referido.
"Creo que el Podemos de Errejón sí se entendería con el PSOE de Sánchez", ha indicado. En su primera entrevista en tres meses, Sánchez apuesta por que "serán las urnas las que unan al partido, será el voto de la militancia el que una al partido".
"Mientras las fuerzas del cambio continúen con el reproche mutuo, quien gobernará seguirá siendo la derecha", ha añadido.
ARSENIOESCOLAR 06.02.2017 - 07:03h@arsenioescolar
Hace ahora un año que el rey lo designaba a usted como candidato a presidente del Gobierno. ¿Por qué cree que no lo logró? ¿En qué se equivocó en las negociaciones? Creo hicimos bien en dar un paso al frente ante la espantada de Rajoy, hicimos bien en concretar una serie de puntos de reforma y de regeneración política, económica y social que necesitaba nuestro país. Probablemente donde fallamos todos fue en culminar esa negociación, en hacer un acuerdo a tres. Yo pensaba que era posible, hoy se ha demostrado que es imposible. Imágenes 2 Fotos ¿Qué pasó realmente en el PSOE en la semana que va de las elecciones gallegas y vascas, el 26 de septiembre pasado, al sábado 1 de octubre, el del Comité Federal en el que usted cae como secretario general? Desde el punto de vista orgánico, que dimiten 17 miembros de la Ejecutiva, y la Ejecutiva tienen que abordar la propuesta de celebrar un Congreso para que haya una nueva dirección. Desde el punto de vista político, es evidente, lo dijo el actual presidente de la gestora: "Después del 26 de junio, sabíamos lo que teníamos que hacer, la abstención con Rajoy, pero queríamos ganar un Congreso". Yo propuse que se celebrase ese Congreso, para que la nueva dirección política refrendada por la base pudiera defender cuál es su opción política, o bien abstenerse y facilitar el gobierno al Partido Popular o bien intentar formar un Gobierno de cambio. La segunda opción era la mía. Ese debate todavía sigue pendiente desde entonces, desde el 1 de octubre. Es evidente que la gestora impuso un modelo y un proyecto político, que ahora tiene que ser refrendado o no por la militancia en el Congreso.
¿Alguien planificó todo aquello? Yo no lo sé, a mí no me consta. No quiero entrar en ello.
¿Fue una conspiración? No, no. Yo creo que la cuestión no es esa, la cuestión es que Javier Fernández ha dicho: "Sabíamos lo que teníamos que hacer, pero queríamos ganar un Congreso". Yo sabía lo que necesita el Partido Socialista: resituarse. Nosotros no somos un partido de centro con sensibilidad social, somos un partido de izquierdas, un partido que debe ser autónomo, que representa la alternativa al Partido Popular.
¿Qué le reprocha a la gestora? Haber situado al socialismo en tierra de nadie, haber prolongado de manera inexplicable este proceso tan largo hasta la celebración de un Congreso. Lo que peor le puede venir al país y también al Partido Socialista, y lo que mejor le viene a Rajoy, es tener un PSOE como el de hoy, sin líder. Hasta las positivas medidas que se han aprobado por parte del Grupo Parlamentario Socialista, como es por ejemplo el aumento del salario mínimo interprofesional en un 8%, que es una buena medida, que yo apruebo y que apoyo, no puede ser capitalizado porque no hay líder en el Partido Socialista.
¿Cree que ha habido una gestión no neutral por parte de la gestora? Yo no me atrevería a llegar a tanto. Lo que sí que digo es que la gestora se equivocó al facilitar el gobierno al Partido Popular, se equivocó al no someter a la consulta de la militancia esa decisión y se ha equivocado a la hora de plantear casi nueve meses de proceso precongresual para resolver el liderazgo del partido. Hay dos caminos: o el camino que defiendo yo y que defiende buena parte de la militancia y de distintos dirigentes locales y provinciales del partido, es decir, un PSOE autónomo, de izquierdas, creíble y coherente con su palabra, o el camino de la gestora, que es situar al Partido Socialista en tierra de nadie, Los errores cometidos
¿Y usted en qué cree que se equivocó en su gestión como secretario general? Probablemente, como máximo responsable debía haber hablado más con los secretarios generales, con los territoriales... Mi principal error fue probablemente el aceptar unas condiciones tan estrictas en el Comité Federal del 28 de diciembre a la hora de afrontar la negociación. Yo pensaba que Podemos y Ciudadanos hubieran tenido más puntos en común. Había muchos puntos de unión entre las fuerzas del cambio, pero desgraciadamente eso no se pudo materializar en un gobierno.
¿Y por qué aceptó esas condiciones? Porque creía que era importante preservar la unidad del Partido Socialista y en segundo lugar porque creía que entonces era posible el entendimiento a tres entre Ciudadanos y Podemos. En octubre dimite la mitad de la Ejecutiva; todos los anteriores secretarios generales del partido se alejan de usted, incluso algunos con unas durísimas críticas; empieza un goteo que ha seguido después de gente muy fiel o muy de su entorno que se empieza a alejar.
¿Qué le lleva a pensar todo eso? Yo sigo estando donde siempre he estado. En que el Partido Socialista tiene que ser un partido que sea la alternativa, de izquierdas y autónomo. Usted me ha planteado distintos colectivos dentro de la organización. Muchos de los secretarios generales son presidentes autonómicos con gobiernos en coalición con fuerzas políticas del cambio. Los exsecretarios generales, por ejemplo Felipe González... Cuando terminaba mis conversaciones con Felipe, yo era muy consciente de que el Felipe de 1982 estaría haciendo lo mismo que yo hice por el Partido Socialista.
¿Y el de ahora no? ¿Ve usted a Felipe González muy alejado del Felipe de sus años de secretario general? Es evidente que ha cambiado. El Felipe de 1982 hubiera defendido para el PSOE el mismo proyecto político que yo ahora ¿Se ha derechizado? Yo no voy a poner ningún calificativo, cada cual define sus posiciones y luego los electores o los militantes o los votantes del Partido Socialista lo califican de una u otra forma. Lo que sí que sé es que Felipe González del 82, en la posición en la que yo he vivido durante estos meses, estoy convencido de que hubiera defendido el mismo proyecto político que yo estoy defendiendo para el PSOE. Ha habido debates que se han postergado durante estos dos años y medio, uno de ellos tiene que ver con en qué espacio se reubica el Partido Socialista en un panorama político que ha cambiado enormemente durante estos últimos dos años. A la socialdemocracia le está pasando lo mismo en Europa. La gran coalición no solamente es una gran contradicción para el socialismo europeo y español sino que también no está frenando el populismo; al contrario, lo está alimentando, porque desdibuja la socialdemocracia y porque deja huérfano un espacio que corre el riesgo de ser ocupado por el populismo. Perdone que insista.
¿Qué ha pasado para que tanta gente se fueran apartando de usted y dejaran de apoyarlo? Yo lo veo una oportunidad, yo sigo estando donde estuve siempre...
¿Y todos los demás no? Tendrán que explicarlo ellos, no yo. Yo sigo estando donde estoy. Esta es una oportunidad para que emerja una nueva dirigencia dentro del Partido Socialista que existe a nivel provincial, en muchísimos ayuntamientos, y que va a demostrar que el Partido Socialista tiene savia nueva y además gente que entiende cuál es el momento político que vive nuestro país y qué debe hacer el Partido Socialista. El Partido Socialista tiene que seguir siendo una fuerza de cambio y tiene que seguir vertebrando esas fuerzas del cambio, y eso es lo que está en juego.
¿Quiere decir con eso que si gana la Secretaría General no se va a rodear de mucha gente de la que se rodeó en el anterior mandato? Yo voy a ser el secretario general de todos y cada uno de los militantes. Ninguna candidatura puede integrar al Partido Socialista como la puedo integrar yo, porque represento a buena parte de la militancia y represento también a buena parte de la dirigencia, una dirigencia que a lo mejor en política nacional no es conocida, pero que comparte el proyecto político que yo lideré hasta el 1 de octubre, y se va a ver en el próximo congreso. Serán las urnas las que unan al partido, será el voto de la militancia el que una al partido. Mi compromiso es que voy a exigir la lealtad si gano que me exigiré a mí mismo si pierdo.
¿Y no cometerá los errores que cometió antes? Cometeré, seguro, otros nuevos, pero no los de antes. La relación con Susana Díaz
¿Cómo ha sido su relación en sus 27 meses con Susana Díaz? Pues ha sido una relación positiva en muchos aspectos políticos. Susana sabe, y ha sabido, que siempre que ha necesitado a su ejecutiva federal y a su secretario general me ha tenido al lado. Siempre. En las elecciones municipales, en las elecciones autonómicas y, por supuesto también en todos los momentos en los que la Junta de Andalucía se ha sentido maltratada, que han sido muchos, por el gobierno de Rajoy. Pero también es verdad que desde el punto de vista del proyecto político y de la orientación que debe tener el Partido Socialista pues hemos tenido discrepancias. Y son las que se tienen que dirimir y se tienen que dilucidar y resolver en el próximo Congreso.
¿Ella fue leal con su secretario general? Yo espero que sí. No me refiero al futuro, me refiero al pasado,
¿fue leal? Yo fui leal con ella y creo que ella fue leal conmigo.
¿Pese a todo lo que pasó en octubre? En el Comité Federal de octubre, yo viví situaciones muy traumáticas. Que dimitieran 17 compañeros de la Ejecutiva, que se planteara el Comité Federal tal y como se planteó... Creo que fue un error. Pero de ese error tenemos que aprender todos, y desde luego yo también. Y prefiero mirar siempre al pasado para sacar lecciones y no volver a cometer esos errores, no para regodearme ni para mirar con frustración o con rencor a ese pasado.
¿Tiene alguna relación ahora con ella?, ¿desde cuándo no habla con ella? Desde el 1 de octubre.
¿Desde el 1 de octubre no han vuelto a hablar? No hemos vuelto a hablar. Si al final se escenifica un choque de trenes, con solo dos candidaturas, la suya y la de Susana Díaz,
¿usted cree que cualquiera de ustedes es idóneo para cohesionar el Partido Socialista, o veces tiene dudas? No, yo creo que ahora la candidatura que puede de verdad integrar al Partido Socialista, unir de nuevo la dirigencia con la militancia, es la candidatura que humildemente yo represento.
¿Y la de Susana Díaz no? Tendrá que explicarlo ella. Yo no voy a hablar de mis diferencias con el resto de candidatos, yo solamente voy a hablar del proyecto que defiendo. Yo quiero un Partido Socialista donde la militancia decida sobre cuestiones fundamentales como pueda ser por ejemplo la política de alianzas. Eso ha sido cuestionado por la actual gestora y también por las federaciones que apoyan a esa gestora. Yo he escuchado poner en cuestión la democracia participativa, como si fuera algo contrario a la democracia representativa, por parte de altos dirigentes del socialismo andaluz. Yo creo que se equivocan, creo que las organizaciones políticas, no solamente en España sino en Europa, lo que están haciendo es empoderar a la militancia, esa es la única forma de que la gente joven se enganche al tren del Partido Socialista y de que la militancia se sienta partícipe de las grandes decisiones. Eso lo hacía Pablo Iglesias, el fundador del Partido Socialista, a principios del siglo XX, ¿por qué no podemos hacerlo ahora? La democracia participativa forma parte también del acervo del socialismo democrático. Nos hemos llenado mucho la boca todos de que tenemos que incorporar las primarias al funcionamiento democrático de los partidos políticos. Tenemos unas primarias en las que va a haber una competición entre compañeros, no va un choque de trenes.
¿Pero cree que eso es posible después de lo que pasó el 1 de octubre y después de reconocer que desde el 1 de octubre no han vuelto a hablar? Por mi parte sí. De mí no habrá escuchado ningún insulto, ninguna descalificación.
¿Y a ella le ha escuchado usted algo que le haya sonado a descalificación hacia usted? A ella no. Pero creo que sería bueno que algunos de los dirigentes que están alrededor de Susana, en sus intervenciones públicas midieran sus palabras, y que lo hicieran además con el respeto que nos debemos todos los compañeros. Yo creo que no tengo ningún adversario dentro del Partido Socialista, mis adversarios siempre van a estar fuera, se llama el Partido Popular y los poderes económicos que lo apoyan. Las primarias son una oportunidad para fortalecer a la organización y para fortalecer nuestra democracia. Y eso es lo que voy a hacer.
¿Pero se ve capaz realmente de integrar a esos discrepantes si gana la Secretaría General? Sin duda, siempre lo hice y lo voy a hacer.
¿Y cree que ellos lo harán con usted, si ganan ellos? Yo estoy convencido de que esta candidatura y el proyecto político que representa va a triunfar en el proceso de primarias.
¿Por qué cree que no ha anunciado todavía Susana Díaz si se presenta? Eso ya tendrá que explicarlo ella, no yo.
¿Usted cree que se va a presentar? No me puedo poner en la piel de Susana Díaz, eso tendrá que decirlo ella.
¿Pero qué cree, lo hará o no lo hará? Insisto, no lo sé. Podrá haber muchos candidatos al proceso de primarias del Partido Socialista, pero aquí solamente hay dos modelos: el modelo que nosotros representamos, y es el de un proyecto autónomo, de izquierdas, creíble y coherente, donde la militancia decida, y el otro modelo pues tendrán que explicarlo los compañeros que lo defiendan.
¿Me está diciendo que quizá estén buscando en el entorno de Susana Díaz otro candidato que no sea ella? Insisto, no puedo responderle a esa pregunta. La candidatura de Patxi López Su insistencia en que solo hay dos caminos,
¿quiere decir que no hay una tercera vía como la de Patxi López? El Partido Socialista está en una encrucijada que está atravesando todo el socialismo democrático en Europa. Aquí hay dos opciones: o buscamos la vía portuguesa de entenderse las fuerzas del cambio o buscamos la vía alemana de la Gran Coalición.
¿Le sorprendió el anuncio de Patxi López de presentarse? Sí, me sorprendió el momento; no que lo hiciera. Había escuchado que tenía intención de presentarse, pero sí el momento de presentarse.
¿Fue una traición? No, para nada. Yo en Patxi siempre he visto un compañero, una persona que me ha sido leal, cuando formábamos parte de la misma Ejecutiva, es una persona que ha contado con mi confianza, porque mi propuesta fue hacerle presidente del Congreso de los Diputados, desgraciadamente solamente por cinco meses, y por tanto, cuenta con mi respeto y con todo mi cariño. Insisto, ningún compañero va a ser para mí un adversario. Algunos dirigentes del Partido Socialista, no solamente los más veteranos, sino también algunos jóvenes, están defendiendo una candidatura única. No han entendido nada. Lo único que puede garantizar la unidad del Partido Socialista es el voto de la militancia. Y a partir del voto de la militancia, lo que podremos hacer será, primero abrir las urnas y luego cerrar filas en torno a quien gane ese Congreso. Me sorprendió el momento en que Patxi López anunció su candidatura, pero no fue una traición. Yo en Patxi siempre he visto un compañero
¿Ve posible negociaciones o conversaciones con Patxi López para unir fuerzas? Si coinciden tanto los dos proyectos, ¿tiene sentido que vayan separados? Yo me presento con todas las consecuencias. Defiendo que la militancia sea consultada en los acuerdos de Gobierno, y no he escuchado por parte de los candidatos potenciales una opinión sobre esta cuestión. Defiendo que el Partido Socialista sea un partido creíble y coherente. Yo represento no solamente con la palabra, sino también con los hechos, un proyecto político para el Partido Socialista.
¿Pero cree que Patxi López no? Yo digo lo que soy yo. El resto tendrá que explicar lo que son. Y al igual que respeto el que se presenten más candidatos a la Secretaría General y les doy la bienvenida, yo lo único que pido es el respeto también hacia mi candidatura.
¿Fue Patxi López uno de los que le aconsejó a usted que renunciara al escaño para no desobedecer una decisión que había tomado el Comité Federal, que era abstenerse con Rajoy? Con Patxi hablé, como hablé con otros compañeros que hoy están apoyando la candidatura de Patxi sobre esta cuestión, pero esa decisión fue una exclusiva mía. Solamente soy responsable yo de esa decisión, nada más que yo.
¿Se arrepiente de ella? No, en absoluto. Lo que lamento es la decisión que tomó la gestora, porque era innecesario el obligar a todo el Grupo Parlamentario Socialista a tener que abstenerse. Con esa decisión, la gestora lo único que hizo fue ahondar más la brecha entre socialistas. Se apela a la unidad por parte de la gestora, cosa que me parece bien,
¿pero dónde están los hechos que acompañan a esa palabra? Cuando se obliga al Grupo Parlamentario Socialista en bloque a votar abstención, no están ayudando a construir esa unidad. Cuando se pone en cuestión el voto de los militantes del partido de los socialistas catalanes en los procesos congresuales del Partido Socialista, tampoco se está ayudando a esa unidad. Por tanto, creo que no solamente de palabra, sino también con hechos, se tiene que construir esa unidad por parte de quien ahora mismo está dirigiendo la organización.
¿No se siente usted muy solo? Con Patxi López solo ha hablado cuando anunció su candidatura, con Susana Díaz desde el 1 de octubre.
¿Con alguno de los anteriores secretarios generales ha hablado en los últimos cuatro meses? No. Ni con Zapatero, ni con Rubalcaba, ni con Almunia, ni con Felipe. Ninguno de ellos me ha llamado.
¿Y usted los ha llamado? No.
¿No se siente solo? No. No creo yo que en los actos en los que estoy yendo me sienta solo. En los lugares a los que yo voy, no solamente están militantes. Hay también cargos orgánicos, hay también cargos institucionales. Hay diputados, alcaldes, alcaldesas, concejales, secretarios provinciales, secretarios generales de agrupaciones locales. Pero son presentados como militantes, no como cargos, sino como militantes. Todos somos militantes. Desde un secretario general como Felipe a un presidente autonómico. Pero su voto vale lo mismo que un militante de base en un proceso de primarias. Lo importante es que a diferencia de otros partidos políticos que son gobernados como un cortijo, y mire ahí el Partido Popular donde se han echado abajo las primarias, en el Partido Socialista no decide uno por todos, sino que decidimos todos por todos.
¿Qué ha hecho estos meses? He viajado mucho. Pero no a las agrupaciones, como anunció en su día. Yo no sabía entonces que la gestora iba a manejar estos tiempos. No hay precedentes en la historia política del Partido Socialista, y fíjese que tenemos 137 años, para ver una gestora a nivel federal que dure tanto tiempo.
¿La gestora ha incumplido los Estatutos? Lo que me parece es que ha rebasado todos los límites temporales que tiene una gestora, en términos políticos, en términos de organización... Da igual que los Estatutos lo permitan o no lo permitan. Ha rebasado todos los límites, ha rebasado todas sus funciones. Lo que tiene que hacer es convocar, o lo que tendría que haber hecho es convocar un Congreso cuanto antes. Pero no fue así, nos vamos al mes de junio. Yo en el mes de octubre anuncié que me iba a presentar a ese proceso congresual, aquí estoy, no he faltado... no faltaré a la cita.
¿Por qué ha tardado tanto usted en anunciarlo? Porque no sabía cuáles eran los límites, los tiempos que estaba manejando la Gestora.
¿Únicamente por eso? Sin duda, claro.
¿Pero ha dudado mucho sobre si tenía que hacerlo? ¿Alguna vez ha estado tentado a anunciar que no se presentaba? Por supuesto, claro. Y lo hago por razones políticas, no por razones personales. Lo hago porque creo que la única alternativa para que la derecha no siga gobernando en los próximos años y para que haya una alternativa progresista en España pasa porque el Partido Socialista se levante y renazca y eso...
¿Pero eso es necesariamente Pedro Sánchez, no hay otras alternativas en la misma línea que usted? Bueno, las circunstancias han llevado a que por la palabra y por los hechos que he encarnado durante estos últimos meses, el proyecto que yo encabezo sea el que de manera más creíble represente lo que creo que la mayoría de la militancia y la dirigencia quiere para su organización.
¿Ha tenido presiones? No, no he tenido presiones. He tenido comentarios de gente que me quiere, otra gente que me quiere menos y otros que me han dicho los pros y los contras de dar un paso al frente. Pero al final es una decisión personal y la he tomado con todas las consecuencias.
¿Pero me admite que ha estado tentado a no hacerlo? Sin duda. He estado tentado a no hacerlo, a dejar la política y a dedicarme a hacer otras cosas.
¿Y eso va a ser así también dentro de tres meses? Si pierdo, no seguiré en política. Soy optimista porque el futuro de la organización está en manos de los militantes Si finalmente hay varios candidatos, tres o más,
¿cree que quien consiga menos avales debería retirarse de la carrera o no necesariamente? Cada cual es libre de plantear sus estrategias. Yo creo que la cuestión de los avales es simplemente un trámite. No creo que Patxi López vaya a tener ningún problema en recoger avales, ni tampoco otras candidaturas, y por tanto, lo que habrá que hacer en ese momento es debatir sobre el proyecto. Insisto, yo soy optimista porque el futuro de la organización está en manos de los militantes. La gestión de la gestora En sus Estatutos o en sus normas internas,
¿hay un mínimo de avales y también un máximo? No sé qué es lo que va a decidir finalmente la gestora, lo que sí que espero es que estas cuestiones la hablen con los candidatos que nos vayamos a presentar a las primarias. También le digo: yo estaré pendiente de cuál es la ponencia marco que presenta la gestora. Ya he anunciado uno de mis primeros compromisos: que los acuerdos de Gobierno, como hicimos en el año 2016, como hacen los socialistas alemanes o los socialistas franceses, sean consultados a la militancia, y eso va a ser incorporado a los Estatutos si yo soy elegido secretario general. Si la ponencia marco de la gestora no lo recoge, lo haremos a través de unas enmiendas. Y desde luego, si, como he escuchado al ponente económico, hay que plantear, como él dice, cosas realistas y no imposibles, y se está planteando el no derogar la reforma laboral, ya le digo yo que no va a encontrar una enmienda, sino miles de enmiendas a favor de derogar la reforma laboral del Partido Popular, que lo único que está haciendo es precarizar y empobrecer a los trabajadores de este país.
¿Ve lógico que un órgano interino, como es la gestora, sea el que impulse la ponencia? Yo voy a esperar a ver lo que plantean. Al final, el proyecto político del Partido Socialista nos une a muchos, tenemos muchos puntos en común, pero es importante que quien vaya a liderar el Partido Socialista también se vea reconocido en esa ponencia, porque si él se ve reconocido en esa ponencia se estará viendo reconocida la mayoría de la militancia que vota a ese candidato.
Si tiene que ponerle una nota de 0 a 10 a la gestora ¿qué le pone? Mi época de profesor la dejé hace tiempo. Yo diría "mejorable". Simplemente, "mejorable".
¿Y usted cree que su gestión como secretario general fue superior? Ya usted me pide mucho. La calificación a mí mismo, que sean los militantes. Van a tener la ocasión de hacerlo en mayo. El PP, Podemos, Ciudadanos Usted mantiene uno de los mantra de su mandato, el de hay que alejarse del Partido Popular, e incorpora una novedad, la de hay que acercarse a Podemos. El "no es no" que se grita en los mítines y en los encuentros que estoy teniendo con la militancia es sobre todo un compromiso de cumplir con la palabra dada, es una forma de hacer política que implique la recuperación de la credibilidad en la palabra de los políticos. Y si nosotros nos presentamos a unas elecciones diciendo que no vamos a votar ni a facilitar la investidura de Rajoy, tenemos que cumplir con ese compromiso. Eso es lo que significa en términos políticos el grito de "no es no". Hace dos años y medio ¿con qué me encontré yo como secretario general? Uno, con una identificación por parte de buena parte de los votantes progresistas de que el Partido Socialista y el Partido Popular éramos lo mismo; es decir, existía un problema de identidad de una organización de izquierdas como es el Partido Socialista. Y dos, aquello que se dice de "al final todos los políticos son iguales, no hay diferencias, da igual que gobierne la izquierda o la derecha porque al final van a hacer lo mismo". Es decir, existía un cuestionamiento de que el Partido Socialista fuera de verdad una fuerza de cambio o no. Esos son los dos desafíos políticos a que yo me enfrenté como secretario general. Y les puse remedio. En aquellas cuestiones donde tuve que entenderme con el Partido Popular o con Rajoy en el Gobierno, lo hice; él no puede tener ningún reproche en la cuestión catalana, porque siempre respetamos la legitimidad, la legalidad institucional, como sigo defendiendo hoy. Cosa distinta es la solución que se le plantea a la crisis en Cataluña. La inacción de Rajoy, lo que está llevando es precisamente al enquistamiento de la crisis en Cataluña, pero desde luego, en lo que representa la legalidad institucional, nosotros siempre la hemos defendido. Pero es evidente que conmigo al frente del Partido Socialista, muchísimos votantes socialistas, muchísimos votantes progresistas, ya no decían que el Partido Popular y el Partido Socialista éramos lo mismo. Algo hicimos bien.
¿Y respecto a Podemos? Y respecto a Podemos, yo creo que Iglesias no ha entendido nada. Cuando yo le escucho decir que no quiere que Podemos se parezca al Partido Socialista digo: no ha entendido nada. No es una cuestión de parecerse, es una cuestión de entenderse. Mientras las fuerzas del cambio continúen con el reproche mutuo, quien gobernará seguirá siendo la derecha
¿Cree que el Podemos de Iñigo Errejón sí se entendería con el PSOE de Pedro Sánchez? Yo creo que sí. Pero si lidero el Partido Socialista, yo respetaré por supuesto la decisión suprema de la militancia de Podemos. Y si eligen como líder a Iglesias pues lógicamente mi interlocutor es Iglesias, y será Iglesias; y desde luego creo que si hay alguien con legitimidad y con credibilidad para poder reprochar muchas cosas a Iglesias soy yo. Porque hoy yo podría ser presidente del Gobierno y Rajoy sería historia si simplemente Iglesias se hubiera abstenido. Y no lo hizo. Mientras las fuerzas del cambio continúen con el reproche mutuo, quien gobernará seguirá siendo la derecha.
¿Por qué cree que no lo hizo? No sé. Yo creo que él, honestamente, lo que quiso en esa primera legislatura que derivó en la segunda legislatura fue sorpasar al Partido Socialista. Yo creo que fue un error de cálculo. Este es el mal también de la izquierda española. En muchas ocasiones se fragmenta y no se entiende y ese es el gran éxito de la derecha, y por eso creo que nosotros no debemos caer en ese posicionamiento. Con esto le digo, será muy difícil, es muy complicado, porque en fin, tienen posiciones en algunos elementos de fondo muy, muy divergentes a nosotros.
¿Por ejemplo? El referéndum en Cataluña es una cuestión...
¿Eso es una línea roja para usted? Es una línea roja para la Constitución en sí. Tenemos que respetar la legalidad institucional, no podemos abordar este desafío soberanista con el cuestionamiento y la fractura de la soberanía nacional. A partir de ahí creo que se pueden hacer muchas cosas. Pablo Iglesias no ha entendido nada cuando dice que no quiere que Podemos se parezca al PSOE. No es una cuestión de parecerse, sino de entenderse
¿Qué otros posicionamientos ve en Podemos poco compatibles con el PSOE? Tienen una concepción de la democracia muy distinta a la que nosotros tenemos. Cuando se habla por ejemplo del referéndum revocatorio creo que se equivocan, porque la opción que yo planteé fue: "Oiga, apóyenme ustedes y yo me someto a una moción de confianza a mitad de mandato". Es la democracia representativa la que cuestiona o evalúa al presidente del Gobierno, no un referéndum revocatorio que pertenece a otro tipo de democracias en otras latitudes que precisamente no están funcionando.
¿El Podemos de Errejón también? Honestamente, no he leído sus posicionamientos políticos en profundidad. En lo que oigo y leo en los medios de comunicación, sí veo un posicionamiento más posibilista por parte de Errejón que de Iglesias.
¿Ve un giro a la derecha en lo que está haciendo Ciudadanos estos días? Sin duda. Creo que Ciudadanos es otra organización política que se ha quedado en tierra de nadie. Una organización que se presenta como una fuerza del cambio y que acaba apoyando a Rajoy es de todo menos una fuerza del cambio. El señor Rivera no ha aportado nada al cambio
¿Y no era así hace un año, cuando usted firmó un pacto con ellos? Es que hace un año dijeron que a Rajoy no le iban a apoyar bajo ningún concepto, incluso llegaron a proferir frases y calificativos muy gruesos al actual presidente del Gobierno. Yo no sé decir qué es lo que ha cambiado en España en lo fundamental. La reforma laboral continúa vigente, y por tanto la máquina de precariedad y devaluación salarial continúa; hay recortes en educación, en sanidad, en dependencia y en pensiones; Bárcenas sigue en la calle, no ha devuelto el dinero; y Rajoy está en la Moncloa.
¿Qué ha cambiado en lo fundamental en este país? ¿Y eso se lo reprocha a Albert Rivera? Es que no ha aportado nada al cambio, el señor Rivera.
¿Y volvería en un futuro a negociar con él si tiene la ocasión? Sin duda.
¿Pese a esa deriva? Creo que si Rivera quiere volver a reivindicarse como fuerza política del cambio, tendrá que hacerlo con los hechos y no solamente con la palabra. Insisto, hoy en España lo fundamental nada ha cambiado. Es más, ha cambiado algo a peor, y es que la palabra regeneración ha desaparecido del debate político, y lo que vemos es a Fernández de Mesa pasando de la Guardia Civil a una empresa eléctrica.
Bueno, los socialistas tienen muchos antiguos dirigentes en empresas eléctricas. Incluido el ex secretario general Felipe González. ¿Sabe cuál fue mi puerta giratoria? La mejor de todas, mi hogar.
¿Le ha hecho el reproche al resto de exdirigentes del PSOE que están en puestos de relevancia en grandes empresas? Yo no hago ningún reproche. Yo creo que lo que ha defendido el Partido Socialista y lo que defendí yo fue aprobar un código ético donde se reconocía el bloqueo a las puertas giratorias con un periodo que superaba los cinco años. Me ha dicho que su puerta giratoria ha sido su casa.
¿De qué vive ahora? Tengo una compensación, que es como el paro, la prestación por desempleo, del Congreso de los Diputados, que se me acaba en el mes de febrero, este es el último mes. Posteriormente viviré de los ahorros hasta dilucidar qué es lo que pasa en el Congreso del partido. Si yo no gano ese proceso, si el proyecto político que yo defiendo no llega a buen puerto y gana, yo cuelgo las botas.
¿Y se retira de la vida política...? Y me retiro de la vida política.
¿...y se va a la universidad o donde pueda? Exactamente. A ganarme la vida, como cualquiera. Pero no a una puerta giratoria. Exactamente. Yo voy a exigir lealtad si gano, y esa lealtad también me la voy a exigir a mí mismo si pierdo
¿Ve riesgo de escisión en el Partido Socialista si el resultado es muy ajustado y si no hay esas posibilidades de cohesión que le veo tan optimista de que puedan existir? Desde el Congreso de Sevilla, en el que salió Alfredo Pérez Rubalcaba, el Partido Socialista viene sufriendo una división que tiene que ser solventada. Yo voy a exigir lealtad si gano, y esa lealtad también me la voy a exigir a mí mismo si pierdo. Abramos las urnas y cerremos filas detrás de quien gane y quien cuente con la mayoría de la confianza de los militantes.

¿Fue un error hablar de bandos por su parte? Es mejor hablar de proyectos. Yo lo que hice fue responder con el mismo término a la pregunta que se utilizó con ese término, pero es evidente, insisto, creo que lo he repetido en más de una ocasión, pero es así, creo que puede haber distintos candidatos, pero aquí solamente hay dos opciones. Este partido ahora mismo está en tierra de nadie, no es reconocible, y tiene que volver a reconocerse y a estar reconocido por sus militantes y por sus votantes.

Ver más en: 
http://www.20minutos.es/noticia/2952416/0/pedro-sanchez-psoe-entrevista-pierdo-primarias-secretaria-general-politica/#xtor=AD-15&xts=467263

martes, 31 de enero de 2017

ESTE ES PEDRO SANCHEZ (LÉELO Y PÁSALO)

No puedo evitar colgar en este blog el escrito de Jose Manuel Uribes sobre Pedro Sanchez, coincido plenamente en todo lo que dice y ya forma parte de las pocas personas a las que respeto y respetare de por vida, por su honestidad y lealtad hacia el líder de la militancia socialista.

EL VALOR DE PEDRO SANCHEZ

JOSÉ MANUEL URIBES fue director general de Apoyo a Víctimas del Terrorismo entre 2005 y 2011

Lunes, 30 Enero 2017 


Lo más importante en política no es tener buenas ideas sino que te escuchen. Si tienes buenas ideas o haces grandes discursos pero nadie te cree, no sirve de nada. Pedro Sánchez es hoy, más que hace 4 meses, uno de los pocos políticos en activo de nuestro país que mantiene intacta su credibilidad, su crédito. Decir lo que se piensa y pensar y hacer lo que se dice, ser coherente y ser consecuente, es lo que tiene. Los ciudadanos perdonan los errores pero no que se falte a la palabra dada o que cuando se cambia de posición no se haga por buenas o superiores razones. Javier Fernández, el presidente de la gestora, un gran socialista, culto y cabal, tuvo un “ataque de sinceridad” al que no se le ha prestado demasiada atención: confesó públicamente en el último comité federal lo que todos intuíamos. Dijo que los defensores de la abstención, entre los que se incluía, no lo dijeron pública y previamente porque pensaron que si lo hacían ya no podrían ganar en el futuro un congreso interno. Se agradece la sinceridad pero la confesión no les deja muy bien y, sobre todo, desmiente la mayor y mejor razón que adujeron después para justificar la abstención: primero España y luego el partido… No fue exactamente así.
Decir lo que se piensa y pensar y hacer lo que se dice, ser coherente y ser consecuente, es lo que tiene
Pero no es tiempo de reproches. Ni escribo yo aquí para eso. El bochorno y la indignación que me produjo, como a tantos militantes y ciudadanos en general, aquel comité federal del 1 de octubre, me hizo pensar tiempo después, enfriados los ánimos y los sentimientos, que lo más importante era no ahondar en la herida y olvidar. Y llegué a contemplar que podría ser prudente una suerte de tercera vía, de solución intermedia, equidistante y superadora, una especie de candidato/a “por superposición” (por cierto, es lo que creo que ha motivado de buena fe a algunos de los inspiradores de la candidatura de Patxi López).
Pensé desde el primer momento que era una salida muy injusta con Pedro Sánchez pero que quizá su “sacrificio” era inevitable en aras a un interés mayor: la paz en el PSOE. El pensamiento, sin embargo, me duró 5 minutos. Primero porque significaba volver a sacrificar a quien a mi juicio y a juicio de muchos era la principal “víctima” que además tenía derecho, legal y moral, a presentarse de nuevo. No en vano Pedro Sánchez es el único Secretario General elegido por sufragio universal de la militancia. Y segundo porque me di cuenta de que una paz así era una paz precaria, “la paz de los cementerios”, una falsa paz, que cerraba mal las heridas.
Me convencí de que el PSOE no podía salir ya de esta fractura interna sin una catarsis democrática y ejemplar, sin una competencia abierta y reparadora en la que lo ideal era que estuviera no sólo Pedro Sánchez (ya lo está) sino las distintas posiciones que ha habido en todo este tiempo. Y que finalmente decidan los militantes, libre y de forma secreta, en conciencia y a conciencia, democráticamente. Si se hace bien, con respeto (fraternidad), ideas y juego limpio, el PSOE puede salir reforzado de su enorme crisis.
Me convencí de que el PSOE no podía salir ya de esta fractura interna sin una catarsis democrática y ejemplar
Detrás de cada candidatura, además, se podrá encontrar (ya se vislumbra) un modelo diferenciado de partido, incluso de entender la relación con los demás partidos. No se trata únicamente de elegir entre personas, sino entre proyectos. Y creo sinceramente que Pedro Sánchez simboliza un PSOE que aspira a no ser tutelado por nadie, suficientemente autónomo de poderes fácticos y mediáticos y que está dispuesto a confrontar directamente con el PP y no a ir a su zaga suavizando sus políticas o barriendo sus destrozos.
Mi apuesta sigue siendo, por tanto, Pedro Sánchez. Primero, por lealtad personal. Los pactos se cumplen siempre en las dos direcciones y frente a un hombre de palabra como Pedro mi obligación moral es corresponderle. Segundo, porque creo que representa mejor que ningún otro candidato o candidata la necesaria renovación de un PSOE que la necesita más que nunca. Su preparación académica, su relativa juventud y su comprensión hacia la diversidad territorial y social de España también son un dato a favor en un mundo que exige, cada vez más, líderes formados, alejados del populismo, de la demagogia, de lo peor de la vieja política o de la sinrazón. No es tampoco tiempo de tutelas, ni de regresos al pasado, sino de mirar al presente de cara y de afrontar el futuro, confiando en los militantes, mayores de edad, y tratando de recuperar el crédito perdido singularmente entre los jóvenes y en las grandes ciudades. Pedro puede hacerlo. Tiene condiciones para hacerlo. Ahora más que antes. Además, es el candidato que menos gusta a la derecha, mediática y política, y esto no es un mal comienzo para un partido de izquierdas y de progreso.
He titulado este texto: el valor de Pedro Sánchez. Hasta aquí me he referido a uno de los sentidos de “valor”, como cualidad o virtud; a su acepción axiológica. Terminaré subrayando el otro gran sentido, también aplicable en mi opinión a Pedro Sánchez. Valor como cualidad de valiente. Se le ha comparado con Espartaco, incluso con Don Quijote, a veces para decir que es temerario u osado. Yo creo que es valiente sin más, en el mejor sentido: solo, sin estructura orgánica, sin plataforma institucional, sin recursos, sin medios de comunicación y sin grandes nombres apoyándole dentro del partido, hay que ser valiente y mucho. Valiente y también confiado, y a mí esto me gusta. Nada grande se hace sin optimismo, sin pasión, sin ilusión. Me recuerda al Sísifo de Camus: “Toda la alegría silenciosa de Sísifo consiste en eso. Su destino le pertenece. (…) El esfuerzo mismo para llegar a la cima basta para llenar un corazón de hombre. Hay que imaginarse a Sísifo dichoso”.
¡Suerte Pedro! Cuentas modestamente conmigo.      

lunes, 30 de enero de 2017

Pedro Sanchez Castejón

Mi respuesta a las informaciones de La Sexta

El día que anuncié mi encuentro con los militantes socialistas en Sevilla, supe que no iba a dejar a muchos indiferentes. También supe que algunos poderes no iban a quedarse quietos, y tratarían de truncar el proyecto político que muchos queremos para el PSOE. Un proyecto que se resume en ser un partido de izquierdas y autónomo de todo poder económico; un PSOE abierto y participativo; donde  la militancia decida en las cuestiones decisivas para nuestra organización política.

No lo vamos a tener fácil, de hecho nunca lo tuve como secretario general, y siempre supe que los ataques se producirían. Tampoco pensé que fueran a venir tan pronto, incluso, antes de yo anunciar si presento mi candidatura o no a la secretaria general del PSOE.

Digo todo esto porque un programa de un medio de comunicación, La Sexta, (vaya por delante mi respeto a todos los profesionales periodistas de la cadena) acaba de publicar una supuesta reunión ultrasecreta mía con ERC en el que estuvo el ya ex senador de ERC, Santiago Vidal, y en la que según él yo prometía la no aplicación de la Constitución, pactar un referéndum en Catalunya y toda una sarta de mentiras, que no quiero seguir reproduciendo.

Como primicia (me permitiréis  el sarcasmo), quiero aportar las fotos de esa supuesta reunión ultrasecreta. Como se podrá ver en las fotos, en efecto, nos reunimos los diputados Joan Tardá, Gabriel Rufián y Santiago Vidal por ERC, y Antonio Hernando, Meritxell Batet y yo mismo por parte del PSOE. La reunión se contextualiza en la ronda de contactos con todas las fuerzas políticas para lograr la investidura a principios de 2016.

http://www.elmundo.es/espana/2016/02/16/56c377d322601d0d128b4662.html

Muy secreta, secreta no fue, porque junto a las dos delegaciones, hubo apostados decenas de periodistas y fotógrafos que tomaron testimonio del encuentro. También de la Sexta. Además, hubo ruedas de prensa posteriores tanto de la delegación socialista como por parte de la de ERC.

Sobre el contenido de la reunión, en el mismo link de la noticia se podrá constatar la falsedad de esas declaraciones por boca de los portavoces de ERC. Si hubiera alguna duda adicional, sólo quiero recordar que ERC votó en contra de mi investidura, y si se tiene la molestia de mirar el acta de ese debate, la principal razón argumental de ERC para oponerse a mi candidatura fue el rechazo a quebrar la integridad territorial de España y celebrar un referéndum inconstitucional.

Lo único que pido, con todo respeto, es que se contraste la información con todas las partes, antes de publicarla. Lo único que pido, con todo respeto, es que haya juego limpio. Los medios están para informar y no para manipular. El proceso de primarias debe ser un proceso ilusionante, un ejercicio de autonomía política de los militantes socialistas. Os garantizo que, por mi parte, así será.

Por último, como secretario general del PSOE, y no sólo de palabra sino también con mi conducta, demostré cumplir de forma íntegra todas y cada una de las decisiones del comité federal, incluso, aquellas con las que no estuve de acuerdo, como la abstención al PP, y que motivaron mi dimisión como secretario general y como diputado socialista.

Finalmente, lamento que la cuestión catalana no sea tratada desde el ámbito político de una vez por todas. Sólo la reforma constitucional, basada en la Declaración de Granada aprobada por los socialistas, permitiría culminar nuestro modelo territorial hacia un Estado federal, y con ello resolver esta grave crisis enquistada por el independentismo de unos y el inmovilismo del actual gobierno de España.

miércoles, 18 de enero de 2017

EL RESPETO SE GANA

Cada vez que leo a alguien pedir respeto para todos los candidatos se me revuelven las tripas. No entiendo cómo puede haber alguien tan iluso o tan cínico que sea capaz de pedir respeto para quien como Susana Diaz fraguo una encerrona a su Secretario General y entre otras lindezas escupió la frase que todos conocemos de "Francina (Armengol) tu no lo entiendes, a este lo quiero muerto", o al que tras hacer una campaña al grito del #NoesNO junto a Pedro Sanchez Castejon, voto abstención para que Rajoy fuera presidente del Gobierno, en lugar de hacer lo que hizo Pedro Sanchez, dimitir primero de Secretario General y tras la primera votación diciendo NO a Rajoy dimitir de diputado para no tener que desobedecer el mandato de un Comité Federal y una Gestora alegal y Golpista. Y aun ahora Patxi López sale diciendo que él fue leal a Pedro Sanchez. Cinismo e hipocresía en Susana Diaz y Patxi López no son las virtudes que quiero para un Secretario General del PSOE. Estos dos no me representan ni me representaran jamas.

Y ahora ambos, golpista y abstencionista se presentan para Secretario General y quieren ser respetados.
RESPETO piden para ellos sus compañeros de viaje, compañeros golpistas y abstencionistas, cómplices del estado en el que se encuentra hoy en día el partido. Cómplices necesarios, vergonzoso y vergonzantes para el resto de compañeros del partido que han mantenido intactos los valores que nuestro fundador nos legó. Compañeros como Odon Elorza, Zaida Cantera, entre otros los que en la segunda votación gritaron un NO rotundo a Rajoy, esos si tienen mi RESPETO.  
En la fotos se les ve tan unidos que no puedo dejar de pensar que Pedro Sanchez siempre tuvo al judas de Susana Diaz, Patxi López, detrás aconsejándole lo contrario que debía hacer. Y no tuvo un Judas si no varios. Vemos como van saliendo ahora los Oscar López, Cesar Luena, Antonio Hernando, etc Todos esos que comieron de su mano le abandonan. 
Y ahora con la única intención de restarle votos a Pedro Sanchez, Patxi López se presenta para intentar restarle votos a Pedro Sanchez porque sabe y saben todos los de aparato que Susana Diaz no es rival para Pedro Sanchez.
El respeto se gana con honestidad y dignidad, como hizo y hace Pedro Sanchez Castejon, el respeto ni se pide ni se regala ni se exige, EL RESPETO SE GANA, y la única manera de ganarse el respeto es como se lo ha ganado Pedro Sanchez Castejon, con honestidad, con dignidad con la responsabilidad de respetar hasta el ultimo momento la voluntad expresada por los mas de 5.5 millones de votantes socialistas que nos creyeron en la campaña.
Cómo piensan convencer a quienes robaron el voto para entregarlo a Rajoy, cómo van a convencer a los mas de 5 millones de votantes socialistas, que creyeron a Pedro Sanchez y le apoyaron con su voto, que hacerle una encerrona digna de un gangster con el único propósito de hacer posible que Rajoy siga como presidente del Gobierno es respetar su voto y defenderlo con responsabilidad. Qué mentiras y manipulaciones se inventaran estos dos y sus medios afines para que haya algún iluso que les crea.  
Por eso y por otras lindezas mas de la pareja Susana Diaz y Patxi Lopez, JAMAS TENDRÁN MI RESPETO, no merecen el respeto de nadie, ni tan siquiera de los que comen todos los días gracias al sillón que esos dos les hayan proporcionado.
Han intentado comprarle con un cargo en la Comunidad Europea para quitárselo de en medio y esa Honestidad y Dignidad de Pedro Sanchez los ha vuelto a derrotar. Pedro no se vende, como se han vendido ellos.
Gran parte de la militancia unida en plataformas y la mayoria de votantes socialistas gritan a Pedro Sanchez que se presente que es el único que puede devolver la dignidad y el orgullo de ser socialista a todos nosotros.
Ayudémosle con nuestro apoyo y nuestro trabajo en favor de que su candidatura sea la ganadora de las primarias para Secretario General y limpiemos el PSOE de toda la derecha que durante años ha ido asentándose en el partido. Porque el PSOE es de izquierdas necesitamos un Secretario General de Izquierdas, como Pedro Sanchez Castejon.